29 de agosto de 2013

Este jueves, un relato: Imagina en el nombre del amor.






Luis y Carmen son los familiares de mi esposo más longevos. Hace tres años, cuando Carmen contaba 85, se le diagnosticó la enfermedad del olvido (Alzheimer). A Luis le costó mucho tiempo entender y aceptar dicha dolencia, y trató de "ocultarnos" ciertos comportamientos de su esposa que ponían en evidencia lo inevitable. Es un matrimonio que no ha tenido hijos y han vivido exclusivamente el uno para el otro. Cuando nos percatamos de la gravedad de la situación, no tuvimos más remedio que tomar cartas en el asunto y, de alguna manera, irrumpir en su intimidad tratando de ayudarles a soportar la carga que el destino metió en sus vidas. Cuidamos a Carmen en su casa hasta que se hizo imprescindible ingresarla en un Centro Asistido donde recibiera los cuidados que su persona necesitaba. Luis, lejos de buscar su descanso y una vida mucho más tranquila continuando viviendo en su hogar, quiso ingresar con su esposa para comprobar "de cerca" si tenía todo lo que necesitaba y si estaba bien atendida. Abandonó su hogar, sus comodidades, sus pertenencias más queridas e ingresó con Carmen para seguir atendiéndola  lo más que le permitieran. Perdió intimidad, libertad, comodidades...y todo, movido por el amor que le unió a su esposa hacia ya 60 años. 

En nombre del amor, no cabe duda, Luis realizó una auténtica proeza. Ha sido un ejemplo para todos nosotros y nos sentimos orgullosos de él.

LUPE

Más hechos en nombre del amor, en el blog de Matices

14 comentarios:

Tracy dijo...

¡¡¡Eso es amor!!!

iñaki Zaratiegui dijo...

Sólo el amor entiende lo que pasa,
por la fuerza de una mente que se ata,
a los rescoldos de una vida que se apaga,
y sin embargo su luz, el corazón traspasa.

¿que tal Lupe?

Un fortísimo abrazo.

Teresa Oteo dijo...

Eso sí que es una demostración de la fuerza del amor.
Besos!!

Lucia M.Escribano dijo...

Seguramente el pensaba que los días a su lado eran más importantes que la libertad que dejo atras. Amor en estado puro y un alma enorme que nos demuestra que quien quiere...PUEDE....Apesar de cualquier inconveniente.
Gracias, no sabes lo que he sentido al leerte !
Besos

Matices dijo...

Una vida entera contigo... hay quien cree en esas palabras mágicas porque ha recibido tanto que devolverlo no es ningún esfuerzo...
Me uno a... ¡¡eso es amor!!

Besos

Gracias por hacerme compañía en este jueves..

Carmen Andújar dijo...

Ha sido muy bonito lo que ha hecho tu familiar con su esposa, eso es amor.
Un abrazo

Encarni dijo...

Esto que cuentas es una verdadera proeza en nombre del amor, sin duda. Todo un ejemplo.

Un beso

Charo dijo...

Un precioso gesto de amor, !qué bonito!

San dijo...

La promesa de amar hasta el final, la ha cumplido con creces. Es preciosa esta historia de amor.
Un abrazo Lupe.

Neogéminis dijo...

Maravilloso ejemplo de amor que conmueve!
=)

Maria Liberona dijo...

que bello me ha emocionado, la verdad es que esta situación nadie hace lo que hizo Luis

Auxi González dijo...

¡Que bello acto de amor! ¡Amor de verdad! Todos sabemos lo que supone esta enfermedad. Ella un día lo olvidará todo; olvidará incluso lo heróico que fue él siguiéndola y acompañándola hasta el final. Amor con mayúsculas.

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Hola Lupe, pues muchas gracias por quedarte a mi lado.
Una historia que conmueve, he vivído de cerca esta situación y dejé un vídeo-poema en mi blog el día 1 de junio «SIN HISTORIA» http://youtu.be/LMp9VWgzrkQ
Espero que te guste.
Sigo mis visitas.
Hasta pronto
Te dejo un beso de ternura
Sor.Cecilia

Juan Carlos dijo...

Y bien merecido ese orgullo. Es fantástica esa unión, esa entrega absoluta.
Besos, amiga.